Lo que No Conocías acerca del Champú ó Shampoo

¿Para que sirve realmente el Champú?

Claro, lo más lógico es: Para limpiar el cabello.

Ahora, ¿Cómo es que realmente lo hace?

Pues si pensabas que era gracias a la  compleja combinación de elementos del champú, piénsalo de nuevo.

La verdad sobre el champú es que es esencialmente una mezcla de dos cosas: agua y detergente.

¿Y la espuma? La simple verdad es que la espuma No tiene ningún propósito higiénico, es decir, técnicamente NO SIRVE PARA NADA. La razón por la cuál el champú genera espuma es por una razón 100% psicológica.

Casi nadie en el mercado compraría un champú que no produciera espuma. Tan simple como eso. Nos hemos acostumbrado inconcientemente a este hecho que todo fabricante de champús debe agregar este elemento a sus productos si quiere que se vendan, aún sabiendo que no es realmente necesario.

Piénsalo ¿tú comprarías un champú que no generara espuma al usarlo? ¿No sería eso algo “raro”?

Otros elementos “psicológicos” del champú son aquellos que le dán un tono opalescente (ahora que lo pienso, casi todos los champús que he visto siempre tienen ese color “suave y claro”), también los elementos como el perfume y elementos espesantes que le da la textura tan característica al champú.

Cómo te mencionaba arriba, todo champú posee en su descripción química agua y algún tipo de detergente. La mezcla de estos dos es lo que permite limpiar nuestro cabello (la concentración es alrededor de un 15%)

Pero entonces… ¿Por qué mejor no usar un detergente directamente sin necesidad de champú?

El detalle consiste en que de hacerlo, nuestras cutículas se incharían y adquirirían un aspecto ácido.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *